Intervención del diputado Ricardo Caballero González, coordinador del Grupo Legislativo del PES, con motivo del Segundo Informe de la LIX Legislatura del Estado de Querétaro

DESTACADOS LEGISLATURA

Con el permiso de la Mesa Directiva. Para mí es un honor tomar el uso de la palabra, como representante popular; la rendición de cuentas es más que una obligación legal, es un compromiso de transparencia con los ciudadanos, es por ello que, después de un año y 10 meses de gestión, resulta imprescindible responder a quienes nos dieron la oportunidad de construir un Querétaro más próspero, ordenado, justo, moderno y con oportunidades para todos.

Hemos dirigido nuestra actuación con responsabilidad, reconociendo e impulsando el trabajo que beneficia a todos y cada uno de los habitantes de nuestro gran Estado, sin perder de vista el rumbo que nos aportan los valores que perseguimos.

Es claro que esta Legislatura es una Legislatura plural, en donde distintas voces y posturas encuentran eco para fortalecer la buena marcha del devenir de los queretanos.

Esto nos demuestra la importancia de llegar a acuerdos que encuentren solución, buscando formas de trabajo que reflejen la visión de todos, basados en un solo objetivo: el mayor beneficio para los habitantes de nuestro Estado.

Como Grupo Legislativo, trabajamos día a día, persiguiendo dos frentes:

•Primero, a partir de iniciativas enfocadas a reformar leyes que permitan transformar la vida social y política de nuestro Estado.

•Y segundo, a través de las diversas gestiones ante las autoridades federales, estatales y municipales, para atender las necesidades más urgentes de los diversos sectores de la población.

Es, en este sentido, que hemos presentado una agenda legislativa con diversos objetivos que se enfocan, puntualmente, en la resolución de los problemas más apremiantes de los queretanos, como lo son:

• El fortalecimiento de la institución familiar;

• La modificación del régimen democrático bajo pilares éticos;

• Y la promoción de una ideología sustentada en las libertades individuales, que promueva las causas sociales y que, a su vez, propicie la reconciliación y pacificación de nuestra nación.

Desde la tribuna que ocupo por mandato popular, he sido testigo y actor del esfuerzo por mejorar el marco legal en nuestro Estado, esta tarea, sin duda, compromete a todas las fuerzas políticas de Querétaro.

Por ello, resulta fundamental abrir puentes de comunicación con los diferentes niveles de gobierno, diseñando estrategias que instrumenten políticas públicas en favor de todos.

No cabe duda, que dichas estrategias deben concretarse en actividades parlamentarias que tengan como base las verdaderas necesidades de la sociedad, esas que se palpan día a día en las calles de nuestro Estado.

Por ello, atendiendo a nuestros principios y velando por el interés superior del menor, buscamos proveer su protección jurídica desde el núcleo familiar, a través de una serie de iniciativas que aseguran, no solo su derecho humano a una alimentación adecuada a través de una pensión garantizada, sino también, su derecho a la vida, a la libertad y a la seguridad de su persona.

Desde el segundo frente, hemos recorrido colonias, comunidades, ejidos y escuelas, no solo en los distritos que representamos, sino también, en los trece distritos locales de nuestra entidad, llevando a cabo más de 2 mil gestiones ante diversas autoridades, para atender temas prioritarios que aquejan a la ciudadanía.

Hoy, quiero refrendar públicamente el compromiso de trabajar en la construcción de los acuerdos que permitan gobernar para construir una mejor realidad, por nuestros hijos, por nuestras ciudades, por nuestros pueblos y comunidades, y por todos los que habitamos Querétaro.

El objetivo está claro, la sociedad será el mejor crítico, los resultados hablarán por sí mismos, tengan por seguro que nuestro trabajo, lealtad y compromiso, únicamente obedece y rinde cuentas a la ciudadanía.

Agradezco profundamente a todas y todos mis compañeros diputadas y diputados, a las autoridades estatales, municipales y federales que han respaldado nuestro trabajo, pero sobre todo, a los ciudadanos, que es a quien nos debemos, quienes a través de sus necesidades, urgencias, azares, limitaciones y condiciones, nos dan el timón para seguir trabajando, y con ello hacer de Querétaro un mejor Estado.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *